Los Mayores Cuentan

Blog participativo hecho por mayores para mayores

Casa de Cisneros. Texto de Basilides Manso.

Compartir

Le damos las gracias a Basilides Manso por darnos a conocer uno de los pocos palacios renacentistas de Madrid.

Es uno de los pocos edificios de estilo plateresco que quedan en Madrid. La fachada principal daba a la calle Sacramento y a la Plaza de la Villa la parte trasera con las caballerizas, pero al comprarla el Ayuntamiento (1909 ) para unirla a la Casa de la Villa, la reforma totalmente, guardando el estilo primitivo, y cambia las fachadas estableciendo la Plaza de la Villa como principal y hace un pasadizo de estilo veneciano soportado por un arco que la unen al Ayuntamiento.

El edificio lo mandó construir en 1537 Benito Jiménez de Cisneros, sobrino del famoso cardenal. Pasó por herederos y distintos dueños y usos. Cuentan que en 1590, siendo prisión se escapó de ella Antonio Pérez, secretario de Felipe II.

En ella vivió D. Bernardo Sandoval y Rojas, cardenal arzobispo de Toledo, Consejero de Estado e Inquisidor General desde 1608 a 1618. Fue sede del Supremo Consejo de Guerra en el siglo XVIII.

En el siglo XIX se convirtió en casa de vecinos, y en ella nació en 1863 Álvaro de Fonseca y Torres (conde de Romanones) y vivió y murió en 1868 el general Narváez.

Hoy contiene planos antiguos de la villa, además del artesonado original (único en Madrid), azulejería de Talavera en la escalera de entrada, una valiosa colección de tapices flamencos entre ellos dos góticos del siglo X,  obras de Francisco Pradilla, Francisco de Goya y Luis Herreros de Tejada entre otros, y la galería de retratos de los alcaldes de Madrid desde 1922.

Actualmente no es visitable.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *